El Comentario ¡Viva er Vino! – Ezequiel López – 28-09-2017



Yo, al igual que compañeros serios y responsables de la profesión cuando nos equivocamos, cuando nuestra información no es del todo correcta o veraz, no crean que nos sentimos bien, no, nos preocupa que nuestros oyentes, lectores o televidentes no obtengan por nosotros la mejor información, que viene siendo la verdad. Hace rato que vemos como pululan algunos medios que no paran de decir mentiras, no llegan ni a ser informaciones, son mentiras, calumnias, algunas, las más leves se pueden constatar y los implicados pues las contradicen y los susodichos calumniadores ni se inmutan, siguen con sus titulares o con sus cantinelas como si no fueran con ellos, eso igual no tiene más importancia que de aquellos que quieran estar con los mentirosos y farfullentos o los que eligen estar bien informados, hay otras informaciones que no son constatables ni contestadas en ningún lado, son disparates escritos para que los juzgados de guardia actúen de oficio, pero eso por aquí no existe ni se les espera, sus señorías tienen mucho trabajo para perder el tiempo en esos ruinas de la sociedad, llegan a cargar muertes accidentales por diferentes razones a personas públicas y se quedan tan frescos, ¡bueno, tan frescos, tan frescos, no sé, pues lo hacen desaparecer, me imagino, después que alguien, que aún le quedará algo de vergüenza o no querrá parar entre rejas, y lo hacen quitar de la circulación. Así vamos por aquí, haciendo patria.

Telde sin duda está hace tiempo en una encrucijada social y política muy complicada, todos los bandos quieren ganar, ninguno está por la causa, se muestran en público modositos, parece que quieren lo mejor para la ciudad, pero en el fondo, aunque les fastidie oírlo, están más por desear que fracase el que manda ahora porque así, creen ellos, pueden sacar mejor provecho político a la situación. La ciudad en su entorno, después de dos años de supuesta gestión política por los que gobiernan, no hemos visto nada con lo que podamos alimentar nuestra visión positiva en favor de propiciar el avance económico que debe hacer posible una ciudad, la segunda más habitada de Gran Canaria, no podemos ni debemos de señalar a los que están gobernando como culpables totales, no, no seriamos justos, ¿que a lo mejor por razones familiares políticas algunos hayan tenido algún roce que ha propiciado su colaboración con el caos que vive esta ciudad hoy en día? pues sí, aunque también tenemos que saber que existen formaciones que nada han tenido que ver con el caos y la debacle vivida hasta ahora, y están ahí entre ellos con nombres y apellidos, juntos pero no revueltos, cumpliendo como mejor pueden con su papel. Si los que están en el Gobierno se proponen con humildad y con “mano derecha” terminar esta legislatura dando muestra de que lo han intentado hacer bien, tienen la oportunidad de oro, pues si son capaces de controlar los tiempos, sudar la gota gorda, sudar de verdad, dando suela y menos despachos, con las obras que se avecinan tienen para rellenar cientos de álbumes de fotos, para poner la ciudad de patas arriba y dejarla con un, casi perfecto lavado de cara. Y aquí quiero romper una lanza en favor del grupo de gobierno, del que está y del que hubiese estado, el adelantar las obras, no dependen del Consistorio y no han podido hacer nada para lograrlo, esperar, como así ha ocurrido, pues los dineros y las licitaciones vienen desde fuera. Otra cosa es las que depende del Ayuntamiento y deben de pasar por la mesa de contratación, que no ha dado la talla, ¿razones? varias, no solo políticas, aunque no me cabe duda de que se ha puesto mucho coraje y más cosas, para que la parte funcionarial se pusiera las pilas y se diera el Do de pecho, hecho que no ha ocurrido. Insisto que vienen buenos tiempos, vienen dineros, vienen obras, vienen empleos, vamos a conseguir un Telde más dinámico, más alegre, las condiciones están, no se pueden dejar perder, hay que estar muy activos, no bajar la guardia, los nuevos tiempos necesitan políticos currantes, de a pie de obras, no vale despistes, se pagaran caro, y la ciudad no está para más obras judiciales, y me entienden.

La oposición no se queda atrás, su fiscalización es importante, liarla con basurilla y con historias de los farfullos de turno no llevará a nada, los ciudadanos verán y notarán el cambio y el meneo, diría que se va a ver algo de dinerillo por las calles. La historia se puede escribir para bien de la ciudad y sus habitantes, depende mucho de nuestros gobernantes, sabemos que son pocos, ahora falta lo mejor, lo de ser buenos y efectivos, que por cierto solo depende de ellos. ¡Suerte!!

Pruebe también

El Comentario – Amén – Ezequiel López – 16-10-2017

Me hago eco porque según él escribe para millones de personas, o mejor dicho, le …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *